Cómo apoya la digitalización al desarrollo sostenible

Este blog es parte de una serie organizada en conjunto con la decimonovena conferencia de desarrollo global.

Las tecnologías digitales pueden contribuir enormemente al desarrollo sostenible. Esta columna – ganadora del concurso internacional de jóvenes organizado por GDN y sus miembros afiliados - destaca cinco áreas principales en las que la digitalización está mejorando la vida de las personas.

La digitalización está desempeñando un papel significativo en el desarrollo sostenible y teniendo un gran impacto en la vida de las personas. Para acelerar el progreso hacia los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) establecidos en el 2015, resulta vital utilizar todo el potencial de la digitalización con la cooperación digital activa e interacciones entre investigadores y decisores políticos. Nuestros enfoques para abordar los retos globales deberían seguir evolucionando, de la misma forma en que están transformándose las tierras de cultivo, nuestros ecosistemas y nuestros espacios urbanos.

A continuación, destaco varios enfoques digitales respaldados científicamente, que están ayudando y pueden ayudar a redoblar los esfuerzos en materia de desarrollo sostenible. La investigación que presento aquí se resume en forma de cinco enfoques sobre cómo la digitalización puede reforzar la cooperación entre actores múltiples para el desarrollo sostenible.

Digitalización, sanidad y calidad ambiental

Según la jerarquía de necesidades de Maslow, la salud, la protección y la seguridad son nuestras necesidades humanas básicas. La digitalización está ayudando inmensamente a satisfacer esas necesidades. Por ejemplo, las soluciones digitales de salud electrónica como “mhealth” y diagnósticos remotos usando servicios de telemedicina han contribuido significativamente a mejorar el acceso a centros sanitarios, reduciendo la mortalidad neonatal y proporcionando una mayor cobertura sanitaria.

Nuevos métodos digitales, junto a la inteligencia artificial y sistemas de información inteligente sobre salud, han facilitado también el camino a los servicios de atención sanitaria predictiva y servicios de medicina personalizada para asegurar un futuro saludable y seguro para todos.

La digitalización también facilita el seguimiento oportuno del clima urbano, la contaminación acústica y la contaminación del aire para obtener beneficios para el medio ambiente y la salud. Aplicaciones como Breezometer y Luftdaten proporcionan información casi en tiempo real sobre la calidad del aire en el nivel de la ciudad, haciendo posible que los ciudadanos sean conscientes de las condiciones ambientales.

Cooperación digital e inclusión de actores múltiples

El informe del panel sobre la cooperación digital establecida por el Secretario General de las Naciones Unidas recomienda una amplia alianza y plataformas constituidas por múltiples actores interesados en compartir soluciones y servicios digitales para alcanzar los ODS. El informe sugiere unir voces diversas de todos los grupos de personas, incluyendo ciudadanos y grupos marginados, no únicamente a la industria digital.

En línea con las recomendaciones de dicho informe, me gustaría destacar el concepto de Instrumentos de Ciudad Abierta (ICA), una colección de herramientas, procesos, especificaciones, conjunto de datos y directrices para facilitar el uso de servicios basados en datos abiertos para múltiples actores, como investigadores, organizaciones privadas, ciudadanos y decisores políticos.

Fomentar las prácticas y las políticas relativas a los datos abiertos ayudaría al desarrollo estratégico, la búsqueda de consenso y al mejor uso de diferentes tipos de datos. Este tipo de ejercicios pueden también apoyar la cooperación práctica digital junto con la promoción de transparencia, proporcionando oportunidades para probar nuevas ideas y brindando igualdad y oportunidades de participación, que contribuyen a la consecución de varios ODS.

El papel de las ciudades en la resolución de problemas globales

Las ciudades son la forma predominante de asentamiento humano en nuestra época. 

Más de la mitad de la población mundial vive en zonas urbanas y, en el año 2050, esta proporción aumentará aún más. La afluencia de un gran número de personas sitúa a las ciudades en primera línea de las principales amenazas globales, así como la creciente contaminación atmosférica, contaminación acústica, desigualdad en materia de recursos y los impactos del calentamiento urbano.

Por lo tanto, intentar resolver los problemas al nivel de la ciudad sería más ventajoso que simplemente enfocarse en el nivel nacional para llevar a cabo acciones concretas de desarrollo sostenible. Como se expuso en los trabajos de evaluación de sostenibilidad de las ciudades, cada ciudad y sus vínculos de desarrollo nacional se inclinan por tendencias diferentes de necesidades. Las autoridades municipales deben tener datos disponibles localmente y no agregados a nivel nacional.

La evaluación de la sostenibilidad de las ciudades, junto con los ICA, podrían ser considerados como una adaptación a la nueva arquitectura digital. Los datos a nivel urbano y herramientas (como las aplicaciones y servicios) generados localmente en los ICA pueden servir de lecciones mediante la reflexión de investigadores y decisores políticos. Dichos enfoques también supondrán un beneficio adicional creando un fuerte vínculo entre la comunidad investigadora y la política considerando las características únicas de cada ciudad, su demografía y las necesidades de las comunidades marginadas.

Por ejemplo, la contaminación del aire no supone un problema en todas las ciudades y las causas que la producen podrían variar para cada ciudad. De este modo, resultará eficiente si desarrollamos soluciones que tengan en cuenta datos locales para descubrir obstáculos que afectan a una ciudad de forma específica, hecho que además fomenta el consumo sostenible y el desarrollo de planes de acción para el desarrollo sostenible.

Ciudadanos mano a mano por el desarrollo sostenible

El informe del foro de alto nivel político sobre desarrollo sostenible de las Naciones Unidas afirma que el compromiso comunitario es vital para establecer medidas climáticas y alcanzar los ODS. La implicación de los ciudadanos contribuye a una mejor planificación y gobernanza y, a movilizar actores sociales variados para un desarrollo sostenible.

Conceptos como los ICA también pueden ser considerados como una plataforma para el compromiso comunitario. Como el concepto básico que sustenta ICA depende de datos abiertos, la anterior actúa como una plataforma con capacidad de organizar la recopilación de datos y la recuperación para todo tipo de actores interesados. La plataforma puede fomentar la cooperación ciudadana promoviendo no solo el diálogo, sino también datos sobre los ODS basados en hechos.

Por ejemplo, ciudadanos, investigadores y ayuntamientos pueden recopilar datos sobre la calidad del aire y almacenarlos en los ICA, los cuales pueden ser posteriormente usados por investigadores para realizar simulaciones, por ayuntamientos para sus planes de acción y por los ciudadanos para sensibilización. Este tipo de prácticas puede unir a las personas, fomentar los debates basados en hechos y promover la sostenibilidad medioambiental.

Datos masivos y abiertos para una planificación y participación óptima

La cooperación digital en plataformas como ICA puede ayudar a crear datos para el bien común que podrían ser usados por soluciones analíticas basadas en macro datos para apoyar la planificación y optimización urbana. Contar con datos comunes legitimando que sean abiertos también puede reducir el volumen de trabajo de tener que solicitárselos a cada organización de forma individual.

Pero reunir estas fuentes de datos también plantea un problema en lo que respecta a cuántos recursos e infraestructura se precisan para alcanzar el desarrollo sostenible. Por ejemplo, para simular contaminación atmosférica, necesitamos gran cantidad de datos de una multiplicidad de organizaciones. Por ello, la pregunta es ¿cómo podemos manejar esto?

La respuesta a algunos aspectos de esta pregunta se encuentra en mi propia investigación, en la que utilizamos datos abiertos para identificar el número necesario de fuentes de datos, su cantidad óptima y localizaciones para el seguimiento de la calidad del aire. Los datos abiertos a nivel local ayudan a determinar las variables esenciales para una ciudad particular, reduciendo el proceso de carga de datos en el sistema general.

Junto con mis colegas, también he desarrollado métodos que pueden ayudar en la recopilación de los datos requeridos y a utilizar los esfuerzos de la participación ciudadana de forma eficiente. Estos métodos avalados científicamente nos ayudan a monitorizar y estimar los recursos requeridos y planes de acción con el compromiso ciudadano, adhiriendo a los ODS necesidades para el consumo responsable de recursos.

Para concluir, la digitalización puede ayudarnos a abordar los desafíos sin precedentes que enfrenta nuestra generación – como el cambio climático, un medio ambiente insalubre y desigualdades crecientes – y mejorar nuestras vidas para un futuro seguro y sostenible.

 

Autor:

El Dr. Shivam Gupta es Investigador en la Alianza de Bonn para la Investigación de la Sostenibilidad/ Campus de Innovación de Bonn (CIB). Su investigación se centra en la comprensión de cómo la digitalización y la Inteligencia Artificial (IA) están apoyando al desarrollo sostenible con respecto a los ODS y sus indicadores como aspectos esenciales de planes de acción futuros. 

 

El concurso internacional de jóvenes se organizó en colaboración y con el apoyo de la Alianza de Bonn para la Investigación de la Sostenibilidad y el Stiftung Internationale Begegnung der Sparkasse en Bonn.